dissabte, 27 d’octubre de 2007

[En el parpadeo de una vela]


En el parpadeo de una vela
-debilidad del cambio-
pueden abrazarse escandalosamente
realidad e ilusión,
fluyendo por el extravío mental
de meandros de barro
Admirar el íntimo deterioro del mito
sin huir,
sin culpables,
desnudando las formas
que no resolvimos en el orgasmo

En el parpadeo de una vela
-debilidad del cambio-
puedo confesar en voz alta:
todo es nada
lo que quedó
ya se fue

2 comentaris:

raquel ha dit...

Tere!

Nena, que xulo t'ha quedat això... quants records al balcó del pis veient com tot això anava creixent.

M'encanta que t'hagis decidit a mostrar-ho a tothom i a compartir amb el món el que sents, penses i somies.

Un petó molt i molt fort des d'aquí, des d'on el món es mira des d'una altra perspectiva.

elias ha dit...

me encanta, como mirar una vela y abrirse a las sensaciones sin marco, ni fondo
besos